TRASTORNOS DEL ESPECTRO AUTISTA (TEA). TRASTORNOS GENERALIZADOS DEL DESARROLLO (TGD).

typorama.jpg

 

Dependiendo de la fuente de información que consultemos, TEA y TGD serán sinónimos o tendrán un pequeño matiz diferente. Si los tratamos de forma diferencial, tendremos que mencionar que los Trastornos del Espectro Autista estarían englobados dentro de una categoría más amplia, que serían los Trastornos Generalizados del Desarrollo.

 

DEFINICIÓN

Los TEA o TGD se puede definir como un conjunto de trastornos que afecta al desarrollo de los individuos que lo padecen. Suelen compartir problemas en las áreas de socialización, comunicación, imaginación, etc. Aún así es un conjunto muy heterogéneo, donde no solo existen muchas diferencias entre los individuos sino que también en el mismo individuo a lo largo de su vida.

Los factores exactos que causan los TEA se desconocen. Aún no se han descubierto con exactitud qué hace que individuo desarrolle este trastorno pero todo parece indicar que tanto la genética como el ambiente son causantes del mismo. Los posibles indicios son:

  • Factores genéticos:

No se sabe aún ningún gen que lo determine pero la probabilidad de padecer el trastorno entre hermanos es 35 veces superior y en hermanos gemelos (misma carga genética) la posibilidad de que ambos presenten la sintomatología es del 90%.

Normalmente no hay antecedentes familiares, lo que lleva a pensar que esta causado por mutaciones aleatorias.

Afecta a 4 niños por cada niña.

 

  • Factores ambientales:

Se supone que pueden existir también factores ambientales pero la investigación aún no ha aislado ni uno que sea determinante o tenga indicio de serlo.

También existen algunas personas que lo relacionan con las vacunas infantiles y sus componentes pero tampoco es demostrable mediante la investigación, ya que no hay nada que avale esta teoría.

 

CARACTERÍSTICAS

Aunque existen características diferenciales en cada tipo, todos los tipos comparten dificultad en las siguientes áreas:

  • Habilidades socioemocionales: presentan alteraciones en la conducta adecuada para relacionarse. Tienen muy limitada la empatía, es decir, tienen graves problemas para entender las conductas y sentimientos de los demás. Suelen ser personas con un grave aislamiento social y si iniciativa. Les cuesta comprender las normas sociales.
  • Comunicación y Lenguaje:  hay una gran variabilidad en esta área empezando por personas que no desarrollan ningún tipo de lenguaje, pasando por personas que adquieren un lenguaje repetitivo y poco funcional, hasta personas que adquieren un buen uso del lenguaje aunque en ocasiones esté desajustado.
  • Repertorio restringido de intereses y comportamientos: presentan una alteración de la imaginación, por lo que no suelen desarrollar juego simbólico. Esto suele implicar la aparición de conductas repetitivas y movimientos estereotipados. Presentan una gran resistencia al cambio y un gran interés por el desarrollo de un tema en concreto.

 

TIPOS

Existen cinco tipos diferentes:

Trastorno Autista: TEA por excelencia con manifestación de los síntomas de las tres áreas descritas.

Síndrome de Asperger:  incapacidad para mantener relaciones sociales normativas a su edad. Inexistencia de discapacidad intelectual, desarrollo normal del lenguaje, rigidez mental y comportamental. En ocasiones presentan un alto CI para áreas de conocimiento concretas.

Síndrome de Rett:  sólo se manifiesta en niñas. Rápida regresión motora y conductual anterior a los 4 años. Está considerada una enfermedad poco frecuente. Discapacidad intelectual grave.

Trastorno Desintegrativo Infantil:  posterior a los 2 años y antes de los 10 se empiezan a perder muchas de las habilidades adquiridas en todas las áreas de aprendizaje. Aparecen trastornos convulsivos. Enfermedad muy poco frecuente.

Trastorno generalizado del desarrollo no especificado: presenta alguno de los síntomas de las áreas descritas pero no encaja en ninguno de los diagnósticos de trastornos delimitados.

 

ENFERMEDADES O AFECCIONES RELACIONADAS

En muchas ocasiones los TEA van asociados a otras enfermedades o afecciones como:

Problemas sensoriales: en muchas ocasiones los niños y niñas con TEA reaccionan muy intensamente ante imágenes, sonidos, olores, texturas y sabores, o por el contrario pueden pasarles totalmente desapercibidos.

Problemas de sueño: suelen tener problemas para dormir o permanecer dormidos. Esto conlleva a un peor funcionamiento cognitivo y a problemas de conducta, lo que hace muy difícil la convivencia con el niño o la niña.

Discapacidad Intelectual

Crisis epilépticas: el 25% de los niños y niñas que presentan algún tipo de TEA sufren crisis epilépticas causadas por una actividad anormal en el cerebro.

Síndrome X Frágil: trastorno genético donde la discapacidad intelectual es hereditaria. El 25% de los niños y niñas diagnosticados con TEA presentan Síndrome de X frágil.
Esclerosis tuberosa: trastorno que produce tumores no cancerosos en el cerebro y que aparece en un 25% de los niños y niñas con TEA.

Problemas gastrointestinales: frecuentes problemas de digestión, dolor de estómago, diarrea, vómitos, etc. También pueden presentar alergias e intolerancias a algún alimento.

 

A continuación, encontrarás otras entradas de interés relacionadas con el TEA:

ATENCIÓN TEMPRANA EN MENORES CON TEA

TERAPIAS ALTERNATIVAS CON ANIMALES

MUSICOTERAPIA EN MENORES CON AUTISMO

 

 

 

una mirada especial

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s