¡Hola! Hoy os dejo por aquí una reseña que tenía muchas ganas de hacer por el tema que trata: ¡lo especiales que son las abuelas! Para mí, dos personas muy importantes en mi vida, mi abuela Valentina y mi abuela María que, como la abuelita de esta historia, han hecho todo lo que estaba en su mano para cuidarme cuando mis padres trabajaban.

La historia está contada por dos hermanas pequeñas que son cuidadas por su abuela Sabela mientras sus padres se van a trabajar todo el día para que a ellas no les falte de nada.

Cuando se levantan, la abuela Sabela es la primera que está ahí, con todo preparado para que sus nietas empiecen el día, y después, las lleva al colegio. ¿Qué hará la abuela mientras ellas están en el cole? Ellas piensan que aprovecha para descansar, pero la realidad es que… ¡no para en todo el día! Y cuando llegan del colegio, ya tiene la comida preparada. 

¿Cuántas cosas más hará la abuela Sabela por sus nietas a lo largo del día? Os animo a descubrirlo por vosotros/as mismos/as a través de su lectura.

Una bonita historia, con poco texto pero lleno de preciosas imágenes para tratar la relación de niños y abuelos. Además, podemos preparar alguna actividad posterior, como un pequeño álbum con fotos de los peques con sus abuelos o pedir que dibujen a sus abuelos y ellos/as mismos/as.

Es de la editorial HÉRCULES EDICIONES y podéis encontrarlo en su página web, aunque aquí debajo os dejo el enlace directo. Espero que os haya gustado la reseña de hoy.

Ir arriba